Pese a los esfuerzos por combatir los efectos del cambio climático, el mundo deberá reforzar un 25% más sus acciones para combatir las emisiones previstas para el 2030, según lo informó el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA) en un comunicado emitido antes de la entrada en vigor del Acuerdo de París.

Como se sabe, a través de este Acuerdo, que ya entró en vigor, los países firmantes han ratificado su compromiso de lucha para conseguir que el incremento de la temperatura global del planeta se quede por debajo de los 2 grados centígrados una economía libre de emisiones en la segunda mitad de siglo.

En este contexto, la ONU ha señalado que los esfuerzos realizados hasta el momento no son suficientes. Aunque las cifras siguen siendo preocupantes, el último informe entregado por The Global Carbon Project (GCP), durante la COP22 en Marrakech, señala que las emisiones de CO2 para el 2016 se mantienen estables, lo que se explica, en gran parte, por la disminución de gases en China.

Según Glen Peters, uno de los investigadores del estudio de GCP, las emisiones de carbono están ligadas al crecimiento económico. En ese sentido, Peters espera que las emisiones en Estados Unidos desciendan un 1.7% para finales de año. “Esperemos que las intenciones del presidente electo Donald Trump de revivir la industria del carbón no se realicen”, dijo.

Por su parte, la prensa china sostuvo que “ningún movimiento del Gobierno de los Estados Unidos va a detener la transición de China hacia una economía baja en carbono”.

Cabe recordar que Trump ha señalado que una de las primeras medidas que realizará en la Casa Blanca estará enfocada en la cancelación de pagos a programas contra el cambio climático, situación que ha reforzado la intención de los otros países por seguir trabajando juntos en su lucha ambiental.

Durante la COP22, la responsable de la ONU para el cambio climático, Patricia Espinosa, explicó que espera la colaboración del gobierno estadounidense “para hacer avanzar la agenda de la acción climática en beneficio de los pueblos del mundo”.

Asimismo, el presidente de esta Cumbre del Clima, Salaheddine Mezouar, precisó que el acuerdo entre los países del mundo no será frenado por la reciente elección norteamericana. “El Acuerdo de París no va a dejar de funcionar porque una de las partes se salga. El resto de países estamos aquí para asegurar que va a salir adelante y estamos convencidos de que los ciudadanos estadounidenses está plenamente comprometidos con esta lucha contra el mayor problema al que se enfrenta la humanidad”, señaló.

A pesar del optimismo expresado por Mezouar, hay, sin duda, mucha incertidumbre por los efectos climáticos que podría generar la elección de Trump en EE.UU.

(Foto referencial: COP22 / Fuente: EFEverde)

 

Comments

comments